Tipos de accesorios de accesorios para cámaras réflex

Tipos de accesorios de accesorios para cámaras réflex

Tanto las cámaras réflex como las réflex digitales admiten una gran cantidad de accesorios complementarios que permiten que el fotógrafo pueda expresarse de mejor manera con cada fotografía. Estos complementos que se pueden añadir pueden ir desde aparatos que sujeten la cámara, permitiendo así encuadrar la fotografía sin miedo a moverla mientras se mide la luz, se enfoca o se cambia la apertura del diafragma, hasta los polarizadores, los filtros de color, las tarjetas de memoria o los distintos tipos de objetivos.

Los accesorios para cámaras Sony y el resto de modelos disponibles más relevantes o más útiles que se pueden adquirir son:

Tipos de objetivos

accesorios camaras

Los objetivos pueden ser de la misma marca de la cámara o de una marca compatible con ella. Cada uno de los objetivos responde a unas necesidades específicas y se suelen clasificar en cuatro categorías generales: ojo de pez, grandes angulares, objetivos normales y teleobjetivos.

Los ojos de pez tienen un ángulo de visión de 180 grados o superior, lo que significa que fotografían mucho espacio. Se suele notar porque la fotografía queda algo abombada.

Los grandes angulares tienen ángulos de visión muy abiertos, pero sin llegar a los extremos del ojo de pez. Los ángulos disponibles, según los objetivos, varían entre 60 y 180 grados de campo visual.

Los objetivos normales simulan el campo visual del ojo humano, cuyos ángulos de campo visual se sitúan entre 43 y 56 grados. Los teleobjetivos los conforman las ópticas o los objetivos con ángulos menores a 31 grados. Dependiendo de los usos y necesidades de cada fotógrafo, se puede disponer de uno o de varios de estos objetivos que se pueden intercambiar cuando las necesidades lo requieran.

Filtros de color y polarizadores

Estos complementos son también muy utilizados y sirven para añadir o eliminar efectos. El polarizador puede eliminar los reflejos creados en el agua o en los cristales, además de mejorar el aspecto de los colores, como los azules del cielo y los verdes de la hierba.

Los filtros de colores sirven para añadir un color a la escena. Hay filtros de muchos tipos y colores, como los filtros fríos o los cálidos.

Trípodes y mandos a distancia

Estos pueden ser monopiés, que ofrecen un solo punto de apoyo, o trípodes, que cuentan con tres puntos de apoyo. Los trípodes son muy útiles para lograr mantener un encuadre fijo a lo largo del tiempo. También se pueden utilizar para realizar fotografías nocturnas o en condiciones de poca luz. En estas condiciones las velocidades de obturación son muy bajas, por ello cualquier movimiento, como el pulso humano, puede hacer que la fotografía salga movida. Con el trípode se consigue que la cámara no se mueva durante la fotografía, aunque hay que tener en cuenta que también es posible que haya trepidación por el simple hecho de pulsar el botón de disparo. Para evitarlo, existen mandos a distancia que se conectan a las cámaras y con los que se pueden disparar fotografías sin mover nada la cámara y, además, controlado el tiempo de exposición.