Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Consejos para fotografía de pareja

shutterstock_147059792(FILEminimizer)

En esta ocasión hablaremos de la fotografía de parejas. Si estás buscando fotografía de bodas, hoy conoceremos más sobre el tema.

Tanto si es por hacer un favor a una pareja de amistades como si quieres comenzar a ir dando pinitos en la fotografía de parejas es posible que te cueste esfuerzo la fotografía de retratos. Así que vas a conocer más sobre las mejores formas para hacer fotografía de pareja.

Algo importante, como nos comenta anagalanfoto.com con el aval de su dilatada trayectoria, lo más importante para realizar fotos de pareja es la captación de la complicidad, las miradas, el que haya buen rollo y la felicidad que desprendan cuando se encuentren juntos. Esta felicidad y alegría se debe plasmar en las fotos.

Preparación de la sesión de fotos para parejas

La sesión de fotos de pareja que se necesite es necesario que cuente con una preparación mínima. Lo mejor en este sentido es concertar una cita con la pareja de cara a poder acordar los propios términos de la sesión, ya que esto es lo que diferencia una sesión profesional de una amateur tal y como nos explican en este artículo. La cita de preparación te puede ayudar en dos cosas:

Se mejora la empatía y la comunicación que pueda haber con la pareja.

Vas a disponer de un mayor reconocimiento profesional, lo que hará que puedas confiar en ti y que ellos se dejen aconsejar.

En la conversación se debe acordar de forma detallada con la pareja una serie de elementos:

Estilo de las fotos

Es posible que se concreten las fotos y conocer los gustos y preferencias. No olvidemos que además es posible que se influya en el resto de las decisiones que se tomen. Siempre el fotógrafo debe de adaptarse al gusto de su clientela, de tal forma que se hagan retratos que les puedan gustar a ellos. El que le guste al fotógrafo es algo que es secundario.

Localización de la propia sesión

Cuando sean unas fotos románticas, siempre hay una serie de sitios que son los más adecuados. En el caso de que sean fotos de carácter más informal, existirán otros que se van a poder adaptar de mejor manera.

Elección del sitio adecuado

El horario es importante para contar buena luz. Salvo medio día por las sombras que produce el sol, por lo que a cualquier hora es posible que sea buena, pero en el caso que se quieran hacer fotos de mayor interés en la playa o campo abierto. Las horas cuando amanece o al atardecer son las ideales.

Para poder planificar el horario, lo mejor es que el artículo presente una serie de apps para fotografía en los exteriores.

El vestuario

No solo porque en cierta manera puede afectar al estilo, de igual forma por lo cómodo que hace una serie de poses o que se pueda realizar el cambio de ropa una o en varias ocasiones.

Complementos

Este elemento es importante para que se marquen las diferencias. Para ello se puede llevar en el maletero del vehículo una silla de las que son plegables, una manta para poder sentarse, una cesta grande de merienda con unas copas, una botellas de espumoso, etc.

Estos son de los ejemplos de elementos que nos pueden valer de ayuda para dar ese toque distinto a la sesión. De esta forma es posible que se incluyan los elementos personales de la pareja, objetos que se han regalado el uno al otro o que les recuerden un momento especial de la vida.

Transporte

En el caso de que haya que ir a otro sitio para hacer las fotos de la pareja, es necesaria la planificación del modo de transporte y el tiempo necesario para que se llegue al sitio de la sesión y volver a tiempo de los otros compromisos que se puedan llegar a tener.

Con esta charla con la pareja se debería contar con todo magníficamente planeado para disponer de una sesión de éxito, ahora solo es necesario que llegue ese día en el que se produzca la sesión de fotos.

Los días de la sesión antes de empezar es ideal que se haga con la pareja un repaso rápido del plan de trabajo, el orden en el que se van a realizar las fotos, los vestuarios, los escenarios, etc.

En especial algo que es importante es que se desprenda mucha alegría y buen humor, puesto que esto se termina por contagiar a la pareja, o que es bastante positivo de cara al resultado de las fotos.

El día de hacerse fotos con la pareja

En la sesión de fotos de la pareja es necesario que se respete el estilo que se haya pactado con ellos, pero es que además es necesario que haya una serie de fotos que le van a dar mucha variedad.

Fotos robadas

Son fotos de la pareja que no son de pose, se hacen al instante y son tomadas de forma improvisada. Para conseguir estas fotos es necesario estar atento, y que la cámara apunte mientras la pareja habla de forma animada o juega. Es necesario contar con bastante paciencia para poder captar esa foto que es tan especial.

Fotos posadas

Por este motivo, lo mejor es que llevemos una serie de croquis y esbozos de poses de cara a poder copiarlas. Piensa que la copia de las poses se permite y no pasa nada.

Fotos íntimas

Estas fotos son aquellas en las que las miradas o los gestos son bastante más personales, fotos donde la pareja parece que se encuentra sola y está totalmente ausente del mundo.

Cuando no hay nada ni nadie más

De cara a tener una serie de fotos de pareja en el que el fotógrafo es el director de orquesta. Tú vas a tener que dirigirlos.

Lo mejor en este sentido es mezclar momentos donde se improvise con otros momentos de posado. De esta manera se puede modular el estrés que pueda producirse con las instrucciones que se den.

La importancia del entorno

Vamos a hablar a continuación de una serie de trucos complementarios que van a ser de gran ayuda de cara a poder lograr el objetivo deseado más fácilmente:

Hay que dejarles que puedan jugar, que se vayan a perseguir, que se puedan tirar agua o que se hagan cosquillas.

Existen muchos juegos que pueden hacerse en pareja de cara a que se provoque una sonrisa o una carcajada. La felicidad de un buen momento se pueda captar en las fotos y van a perdurar en el tiempo lo bien que se lo han pasado.

Hay que decirles que lo pasen bien jugando, que se puedan perseguir, tirar agua o que se hagan cosquillas.

Existen bastantes juegos que pueden hacerse en pareja de tal forma que se provoque una sonrisa o una carcajada. La felicidad de pasar un buen momento se va a captar en al fotografía y va a durar en el tiempo lo bien que se lo pasaron.

Es bueno que se puedan decir cosas románticas al oído, durante cierto rato. En el caso de que lo hagan de forma sincera, el estado de ánimo se reflejará en ese amor que comparten y se pueden conseguir unas fotos de mayor intimidad y más creíbles.

A veces es posible que se lleguen a sentir ruborizados por la presencia o cortados, partiéndose de risa y en este sentido el fotógrafo se puede capturar una serie de instantáneas.

Cuando se les haga que posen, lo mejor es no forzar las situaciones o tratarles como si fueran marionetas. Por este motivo, es bueno que ellos sean los que hagan la propia interpretación de la pose y que se puedan sentir cómodos. En el caso de que veas que se sientan forzados, que no se encuentren cómodos, lo mejor es no hacer la instantánea. Es bueno ser sinceros y hacer otra cosa.

Para acabar…

Es bastante importante ser pacientes, no solo para conseguir las fotos que se buscan, también de cara a poder provocar las situaciones que se necesitan. Sí que es cierto que las fotos primeras es posible que no sean las mejores, algo bastante lógico, pues las parejas entran en situación y lo que hace el fotógrafo es ir tanteando el terreno, de tal forma que aprendan sus movimientos, los gestos o muecas son reales y no forzadas.

Si hablamos de la propia composición de las poses, lo mejor es que te informes sobre lo creativos que son los encuadres arriesgados, pues es posible que sea de utilidad.

Después de todo lo que hemos hablado, seguro que esta serie de trucos y consejos puede ser de gran utilidad de cara a que podamos llevarlos a la práctica.

Así que ya sabes, lo realmente importante al final es disfrutar con el trabajo que se hace, algo  que siempre es importante y más en el sector de las fotos.

Cuando realmente se pasa bien haciendo la labor profesional es algo que se termina por notar de forma clara en el resultado de la labor profesional, por lo que creemos que es realmente importante seguir haciendo más y más fotos y reportajes de cara a ser mejores cada vez más. ¡Disfruta de tus reportajes!

Suscríbete a nuestro boletín